EL PATRIMONIO PERFORMATIVO VASCO( una propuesta de Alberto Santana)

«No hay ninguna larga tradición que impida que las mujeres desfilen como soldados en los alardes del Bidasoa». «Suponer que el traje de los arrantzales ha estado desde siempre confeccionado con la tela del azul de Bergara, es mucho suponer». » Hablar del simbolismo profundo de la ezpatadantza puede ser muy superficial». «Pensar que los joaldunak de los carnavales de Ituren no tienen parangón, significa no haber viajado mucho…»

Estas o parecidas frases salpicaron la conferencia inaugural de las X Jornadas Europeas del Patrimonio, organizadas por la Diputación Foral de Bizkaia y coordinadas por Aintzane Egilior.

Las pronunció Alberto Santana, historiador, funcionario de la mentada institución , profesor del centro UNED-Bergara y conocido divulgador cultural ,sobre todo por su programa Una historia de Vasconia, producido por EITB.

Contra lo que pudiera parecer, las anteriores afirmaciones no se hicieron en vano sino que fueron puntualmente legitimadas por las correspondientes menciones a investigaciones históricas y antropológicas.

Aún así, desterrar globalmente la idea de unas tradiciones-que-no-datan y que cierran más que abren sentimientos comunitarios, no fue la intención directa del profesor Santana, pues aportó la clave de la bóveda de su master-class, exponiendo el concepto de Patrimonio Performativo.

El Patrimonio Performativo es, desde su punto de vista teórico, la actualización constante de los usos patrimoniales – música, danza, vestimentas,etc – manteniendo fundamentalmente los vínculos espaciales que son los que afincan las costumbres y resuelven la creatividad social, sin que sea de gran importancia lo que los nuevos tiempos incorporan como paisanaje: de aquí , por ejemplo, su oposición a que esos usos se desterritorialicen, llevando , por ejemplo, el
Zanpantzar navarro a las calles de Bilbao.

En este sentido, en su excelente exposición no estuvo muy lejos Santana de mencionar aquellos párrafos de Las formas elementales de la vida religiosa, de Émile Durkheim, en los que el sociólogo francés reconocía el valor de la efervescencia colectiva de las fiestas y celebraciones en la constitución del sentimiento de comunidad. Un sentimiento de comunidad que no tiene porqué estar vinculado al sentimiento de identidad, y todavía menos al de identidad excluyente, ni de etnia, ni de idioma, ni de género.

En fin, ya quisieran otros lugares de la piel de toro tener entre su intelligentsia, a activos como el profesor Alberto Santana que contra viento y marea- y a veces los vientos han sido muy fríos y las mareas muy altas- es capaz de estudiar y hacer revivir el patrimonio no como algo definido para siempre por intereses espúreos sino como la transmisión de una forma de hacer comunidad que se va transformando con el transcurso de los años…


N.B. No se publicarán comentarios anónimos, o firmados con nicks o pseudónimos, si contienen insultos o son inapropiados.



3 respuestas a «EL PATRIMONIO PERFORMATIVO VASCO( una propuesta de Alberto Santana)»

  1. Alberto Santana jaunak erabiltzen dituen argudioek historia, ohiturak
    herrietako kultura e.a
    adierazteko, oso ondo oiñarrituak dira eta nekez entungo duzu bere ahotik historia banalizatzen duen adierazpenik.
    Herri honetan daukagun jakintzurik handienetakoa da gai horretan.

  2. «Que se va transformando en el transcurso de los años»……..xactamente. En otros tiempos el alarde de Fuenterrabía terminaba disparando a la bandera francesa. ¡La que se armaría hoy! Con lo suyos que son los del otro lado de la República del Bidasoa que diría don Pío (sin curas, sin moscas, sin carabineros)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.