LOS PASEOS DE JUNIO DE 2024

EL LENGUAJE (de la Ciencia y el cui prodest?)

A raíz de la columna anterior ,he recibido varios mensajes cuestionando de nuevo la función del lenguaje de la Ciencia, en este caso desde el ámbito de las Ciencias Sociales y particularmente de la Historia, tan implicada en la dimensión de la identidad colectiva.

Toda vez que los fundamentos – desde mi punto de vista, por supuesto- sobre esta cuestión ya los traté en su momento y los he vuelto a tratar recientemente, no me queda ahora sino aportar algunos  matices al respecto, más que nada para animar la canícula veraniega, tan pronta a la astenia neuronal.

Y así, aunque desde el siglo pasado , de la mano de J. G. Droysen y W. Dilthey, ha habido una distinción entre las ciencias denominadas puras( o físicas o experimentales) y las denominadas sociales, desde el punto de vista del lenguaje que pueden utilizar en sus resoluciones ,estas distinciones no han terminado por ser muy relevantes ,a pesar de los intentos de estas últimas por utilizar los métodos cuantitativos ( mayormente estadísticos )de las primeras para darles un touch de cientifidad matemática indiscutible.

Ahora bien, si se tiene en cuenta que el objetivo de las Ciencias Sociales es fundamentalmente analizar la conducta de los seres humanos, sería preciso recuperar  la relevancia de aquellos aspectos cualitativos que reclamaba Max Weber en su intención de objetivar la subjetividad de los actores sociales por medio de un método comprensivo (Verstehen) no explicativo ni vinculado a leyes, como acaso sea en el mundo de la naturaleza.

Además, a otro nivel, está claro que en última instancia ,ambas modalidades de Ciencias deben positivarse en un registro lingüístico -al menos por ahora -y que en este sentido toda aproximación a este registro resulta de gran interés y utilidad para quienes se dedican a estos menesteres, como ya lo sugirió David Locke en su conocida obra La ciencia como escritura.

Por fin , de este breve repaso reflexivo se puede concluir con claridad que la única diferencia entre la expresión lingüística de las ciencias es tan solo su soporte último experimental y/ o documental que es lo que, por cierto, comentaba Paul Veyne en su recomendable Como se escribe la Historia- Foucault revoluciona la Historia, respecto de la Historia, al contraponerla a la Ficción por la incorporacion arbitraria en este última de aspectos narrativos imaginativos .

Y ya que se ha mencionado a Michel Foucault, no estaría de más recordar sus investigaciones sobre los vínculos entre el Conocimiento y el Poder y preguntarse siempre , ante estos textos en ocasiones tan exquisitamente formalizados y avalados inter pares, pretendidamente neutrales y objetivos , aquello del cui prodest?

CHILLIDA-ORTEGA MUÑOZ ( o la apertura de un poema)

La muestra evoca más la apertura vertical de un poema que la narrativa horizontal y deambulante que se suele ofrecer habitualmente en la mayoría de las exposiciones.

Ayer por la tarde y en el contexto del programa BBKateak, se inauguró en el Museo de Bellas Artes de Bilbao, la exposición Eduardo Chillida – Godofredo Ortega Muñoz.

El programa BBKateak promueve encuentros entre obras de artistas de la colección y en este caso Javier González de Durana, coordinador artístico de la Fundación Ortega Muñoz (Badajoz), ha seleccionado doce obras de Chillida -siete esculturas y cinco obras sobre papel- y nueve pinturas de Ortega Muñoz, ofreciendo un singular diálogo.

En principio, la distancia cronólogica – Godofredo Ortega Muñoz (1899- 1982) Eduardo Chillida ( 1924-2002) – y estilística entre ambos parecería más bien apuntar a registros muy alejados entre sí y , sin embargo, la muestra manifiesta una sutil conversación de líneas, colores y vacíos.

Probablemente estas confluencias se deben a que ambos participaron, cada uno a su manera, de un impulso común de modernidad, ajeno a las viejas contraposiciones entre realismo/ abstracción o tradición / vanguardia , formalizando una obra un tanto ajena a las modas, y de connotaciones diversas, como sugerí en su momento en relación a Ortega Muñoz.

La muestra permanecerá abierta hasta el 30 de setiembre y merece una visita detenida y reposada que evoca más la apertura vertical de un poema, en palabras de Gaston Bachelard, que la narrativa horizontal y deambulante que se suele ofrecer habitualmente en la mayoría de las exposiciones.

EL PASEANTE ( 8 años y un día)

Con la que estás leyendo, querido amigo ( y querida amiga, of course) alcanzo el número de 1.500 de entradas en este blog, desde que se inició a finales de la primavera de 2016.

Antes de nada quiero agradecer a DEIA la mano abierta que ha mantenido a lo largo de estos ocho años aun cuando lo que aquí haya podido publicarse fuera en algunos casos divergente del tono general del diario: supongo que esta actitud es una consecuencia más de unos tiempos en los que algunos y algunas estábamos del mismo lado frente a la arbitrariedad censora de la dictadura franquista.

Repasando estos apuntes, mayormente escritos a vuelapluma tras un paseo o una conversación, me he dado cuenta de que he ido tocando casi todos los palos, desde la vida cotidiana de barrio hasta la actividad cultura o la dinámica política, procurando que en algún momento  asomara la sonrisa ante el absurdo o  el delirio ( individual o colectivo) y que me lo has agradecido.Y de los personajes que han ido apareciendo ¡qué te voy a decir! Que todos  forman parte de mí mismo, como ocurre, según el psicoanálisis, en aquellos más profundos sueños. Así que aquí  también se podría aplicar  aquello de Flaubert : «Madame Bovary c´ est moi» ; salvando, por supuesto ( ¡por supuestísimo! ) , las distancias.

Pero la literatura – que es lo que al cabo pretendo hacer en este pequeño formato – debe generar lo verosímil  lo cual es todavía más difícultoso si se opta por eso que ahora llaman autoficción. De ahí que, de vez en cuando, algún lector o lectora haya comprobado con celo crítico anglosajón  que no había estado donde mis palabras decían o que  donde yo había puesto sol todo era lluvia.

En estas maniobras en la oscuridad y para que brillen las palabras desde sí mismas,  algún maestro se ha de tener , y el mío ha sido Josep Pla, un a modo de japonés nacido en el  Empordá,  que más allá de ser un anarquista de derechas dio a luz un Calendario sin fecha que es al cabo lo que este blog ha pretendido llegar a ser con fecha, en ocasiones de caducidad, y sin suscribir sus principios ideológicos.

En fin, puestas las cartas boca arriba, si a partir de ahora continúas siguiéndome, querido lector, querida lectora, mon semblable, mon frère ( y ma soeur, of course), ten siempre presente que si lo que cuento tiene algo que ver con la realidad, será culpa de la realidad, como decía  con toda seriedad mi tío el novelista Julio Manegat que fue quien me metió   en estos embrollos desde muy chico , rescatando una tradición muy anclada en la rama familiar de los Urmeneta, con mi abuelo el jelkide Ataúlfo – Latz- a la cabeza que ya publicaba sus columnas en La voz de Navarra … Vale!

ABANDO HABITABLE ( 5 aniversario)

De los ocho años que lleva en circulación este blog, cinco han tenido como uno de los protagonistas relevantes a la Asociación Abando Habitable y Saludable que ha defendido desde el principio la ilegalidad del proyecto de construcción de un enorme edificio de ocho plantas y cinco sótanos, en el barrio bilbaino de Abando..

Ya en junio de 2019 mostré mi sorpresa y mi tristeza ante la sospecha de que la operación fuera un simple pelotazo urbanístico que, concertado entre el Obispado de Bilbao y la constructora MURIAS con el concurso de MUTUALIA, se llevara por delante un edificio singular , sede de la Escuela de Magisterio Begoñako Andra Mari (BAM) de la que guardo un cariñoso recuerdo. Pero, por entonces, todavía esperaba que se abriera «un diálogo sincero» para llegar a un acuerdo, antes de que se  provocara «un desastre urbanístico ,así como enormes pérdidas económicas a Murias, a Mutualia y , por supuesto , al Obispado, dejando a BAM ,acaso, en la cuerda floja».

Desgraciadamente aquellas previsiones se han cumplido. Se derribó el edificio, se retrasaron las obras por la irrupción de la pandemia del COVID-19 y por diversos problemas legales ,y finalmente la entrada en concurso de acreedores de la empresa URBAS que había absorbido a MURIAS en plena crisis, ha traído como consecuencia la paralización definitiva del proyecto, dejando, eso sí, un gran agujero en medio del barrio.

Un agujero físico, pero también metafísico. Físico porque se muestra como una herida urbana, mal desinfectada y peor cuidada. Metafísico, porque su razón de ser ha sido reformulada una y otra vez al albur de las sucesivas correlaciones de intereses, pasando de la condición de lugar apropiado para la ordenación de lo espiritual a espacio abstracto y porcentual de pingüe negocio. Y un agujero también moral por el que se han precipitado problemáticas recalificaciones urbanísticas de la mano de quienes se supone deben ordenar el territorio -el Trono- y de quienes defienden en otros ´´ambitos una estricta pureza ética- el Altar.

Y, como ya me hice eco en la última reflexión al respecto, nada de todo lo anterior hubiera ocurrido si se hubiera hablado más y mandado menos – pues lo que tenía salir mal ha salido mal- y si se hubiera tenido un poco más de coraje cívico y de verdadero compromiso ciudadano, algo que, hasta ahora, solo ha demostrado la Asociación Abando Habitable y Saludable en estos últimos cinco años de lucha pacífica y reivindicativa…

TEATRALIDAD Y VIDA COTIDIANA (de Carlos Panera)

Hoy, a las siete de la tarde y en la librería FNAC-Bilbao, tendré el gusto de participar en la presentación de Teatralidad y vida cotidiana, de Carlos Panera Mendieta.

Como he dicho lo haré con mucho gusto y por tres razones.La primera y la más importante porque se trata de un amigo de una larga duración en la que hemos compartido avatares varios tanto en lo personal como en lo profesional.

La segunda, en tanto que académico, pues en su momento tuve la oportunidad de formar parte del Tribunal de la Tesis Doctoral en la que se fundamenta este libro y que obtuvo la calificación de sobresaliente cum laude.

Y en tercer lugar como editor, ya que que desde el primer momento me ocupé de encauzar el texto que desarrollaba aquella investigación hacia una obra adsequible que recogiera lo fundamental de esta sugerente y amplia aportación.

Una aportación que desvela, desde un punto de vista multidisciplinar, la trama de roles que desempeñamos en la vida cotidiana así como la sublimación estética tan histórica como por otro lado atemporal que ha supuesto la existencia del teatro como arte y en el que el autor ha estado implicado durante largos años, sobresaliendo su trabajo como director de la famosa compañía Maskarada.

Es de esperar que esta obra , prologada por Carles Sans (Tricicle) e ilustrada con fotografías de Ernesto Valverde, sirva de referencia para quienes han estado , están y estarán implicados directamente en la escena, pero , sin duda, otros profesionales del mundo de la sociología , la psicología o la antropología pueden sacar mucho y buen provecho de ella.

HORACIO ( revisited)

«Tome el que escribe asunto que no sea superior a sus fuerzas…»

El amigo Sarrasketa, al parecer, está haciendo lo que yo debería,es decir, una revisión a fondo de este blog al límite de las 1.500 entradas.Y me ha propuesto que reproduzca de nuevo una vieja columna que «empalmaría muy bien con la anterior» y que en su momento se tituló DE PISONES Y PISOTONES.

Así que hay va:

De Pisones y pisotones

«Estoy sentado en la minúscula terraza del Bar Avenida, mordisqueando una de sus célebres «felipadas» y bebiendo, a pequeños sorbos, una caña. Espero a M. que tiene que terminar su bolo en la Alhóndiga-Iñaki Azkuna Zentroa en un cuarto de hora.

En lenguaje del nouveau roman, a dieciséis grados   y tres minutos por el oeste atisbo una sombra que se mueve con gestos compulsivos  en torno a lo que pudiera ser un teléfono móvil. Cada tres minutos arroja  impetuosamente una colilla  que cae junto a mi zapato izquierdo sin apagarse. Comprobado el ritmo del proceso,  a la tercera colilla  me veo en la obligación de apagarla, ya con un pisotón manifiesto, y  la sombra se eleva sobre mi y oigo un a modo de gruñido y, a continuación, pasos que se alejan. Y recuerdo que una vez Miguel Sánchez-Ostíz me recomendó un libro que todavía tengo pendiente de leer: Molestias del trato humano, de  Juan Crisóstomo de Olóriz.

Viene M. y le cuento el susedido. Sonríe por no reírse. “Es que te lo tomas todo demasiado a pecho. En vez de enfadarte por usar el cenicero grande y no ese pequeño que tiene sobre la mesa, deberías pensar  en la carga de trabajo – como se dice ahora- que  su expansiva actitud aporta al colectivo de trabajadores de la limpieza”.

Hago una cambiada y le pregunto por su conferencia, charla o lo que sea (tenemos mutuamente prohibido acudir a las que da cada uno pane lucrando: así nos ahorramos esa frase fatal del «¿qué te ha parecido?» y podemos  mantener nuestra amistad.

Está satisfecho pues, según dice, ha conseguido que  al menos una persona haya decidido dejar de escribir. «Pero», le pregunto, » ¿no habías venido a un taller de creación literaria?».»Así es, pero recuerda el  <Sumite materiam vestris, qui scribitis, aequam viribus> de la Epistola ad Pisones de Horacio». «Ya, ¿y en cristiano?»- «Tome el que escribe asunto que no sea superior a sus fuerzas…«

Y yo me quedo pensando en cuántas veces nos metemos en asuntos que son excesivos para nuestras fuerzas, desde pincho-potes amistosos hasta deportes de no-riesgo: la próxima vez me guardaré y muy mucho de dar pisotones demasiado expresivos…»

Y pues sí que esta escriturilla tan antigua empalma y bien con la última, pues háblase de lo mismo mas desde diferente punto de vista – ¡ Cielos, qué clásico que me he vuelto de pronto!- Y la recomendación mayor para el colectivo de lletraferits– esa Epistola de Horacio llamada también Arte Poética- es de las mejores que han salido de aquesta mi pluma (O, my god!)…

FELICIDAD MEDIOCRE (¿o dolor superior?)

¿Qué es preferible, una felicidad mediocre o un dolor superior?

En las primera páginas de la excelente y voluminosa biografía de Josep Pla escrita por Xavier Pla ( Un cor furtiu, Destino, 2024) se reproduce una anotación de la versión manuscrita de El primer quadern gris , de 1918, que dice «És horrible no tenir cap il-lusió- mes que aquesta secreta i diàbolica il-lusió d´ escriure a la que ho sacrifico tot. Què és preferible, una felicitat mediocre o un dolor superior?»

¿Qué es preferible, una felicidad mediocre o un dolor superior?…En 1918 , Pla tenía 21 años y podía escribir algo así como si la alternativa pudiera presentarse en perfecta equidistancia y dotada de la pertinente claridad y la oportuna distinción.

Pero en su caso, y en la mayor parte de quienes se han dedicado y se dedican a la creación artística, la pregunta no deja de ser una impostura pues no tienen otra opción que dedicarse , en la medida que les sea posible- o sea, en la medida en que si no hay venta haya renta, que diría Pierre Bourdieu- a alguna «secreta y diabólica ilusión».

Además, y como ya se ha repetido en numerosas ocasiones desde Aristóteles hasta Freud pasando por Nietzsche, esa dedicación es su forma única de «estar-en-el- mundo», o de socializarse, en términos psico-sociales, y de aquí que sea tan necesario , más si cabe que nunca, distinguir entre su obra y su vida, y acaso entre su personaje y su persona, siendo preferible aquello de «know the poetry, not the poet» que mentaba T.S. Eliot en su famoso The sacred wood.

Pues también es muy conocido que una vez poseídos y poseídas por la musa correspondiente, sus vidas suelen ser una sucesión de desequilibrios que en muchas ocasiones, se fagotizan a sí mismas en una abdución que tan hábilmente se exponía en aquel film titulado Arrebato, de Ivan Zulueta.

Pero, por supuesto, y a pesar de todo ,hay quienes encuentran en esa forma de estar en el mundo el equilibrio que no pueden conseguir en otras maneras de vivir, como ya lo expuso Robert L. Stevenson en su Carta a un joven que se propone abrazar la carrera del arte, texto que quizá debería leerse antes de dejarse llevar por la bandera de un dolor superior…

ELECCIONES (¿2D/3D?)

¿Toda esta gente hubiera sido capaz de tragarse  toda la película en ese 2D desvaído?

A lo largo de estos ocho años en los que vengo publicando estas escriturillas gracias a la generosidad de este rotativo y que van a sumar unas mil quinientas ( ¡1.500!), ha habido muchos seguidores explícitos e implícitos, a quienes aprovecho para agradecer y mucho su atención.

Entre los primeros, últimamente el más proactivo está siendo un tal SARRASKETA del que algún día tendré más datos que su seudónimo. Pues bien , el ( o la) colega en cuestión me ha recordado una columnilla que hace tiempo yo escribí pensando en mí y que no sé por qué le ha parecido que debería volver a poner en circulación.

Y así lo hago, sin más, como dicen ahora los adolescentes, si bien bajo el nuevo título que S. propone ,para fermento de rostros cariacontecidos:

«Acabo de salir del cine. De la película  no voy a hablar pues, aunque recomendada, me ha parecido un bodrio  más de esos que circulan entre lo que antes se consideraba engagé y una sensiblería tan de moda como infantil. En esta cuestión, como en tantas, no he podido traspasar la barrera de los años setenta- ¡Ya quisiera alguien hacer algo parecido a Tarde de perros, de Sidney Lumet!

No, voy a hablar de la sesión en cuanto que tal. Para ello, y en primer lugar, he de describir mi situación al modo del nouveau roman: sentado en el extremo de la fila 5 asiento 11, en una sala sin pasillo central, tenía por delante un grupo de veinteañeros que formaba , ya en la oscuridad, una barrera multicolor mientras tecleaban con ardor sus teléfonos móviles; por detrás, una cincuentona se abanicaba a ritmo de tendido de sol aunque yo más bien me había arropado ante el frío glacial habitual en estos recintos ; y a mi derecha , un señor bastante entrado en carnes deglutía sin cesar ( y ostentoreamente que hubiera dicho Don Jesús Gil y Gil ) más y más palomitas que sacaba sin descanso de una bolsa big-size.

Pues bien, pasados diez minutos de la proyección y teniendo en cuenta que era una película en 3D, yo no alcanzaba a ver sino un 2D desvaído por lo que se me han ocurrido tres hipótesis: a) que mi nervio óptico se había dañado repentinamente; b) que las gafas que me habían dado ad hoc ( previo pago de 1 euro) no eran las adecuadas ; y c) que había algún  problema en la cabina. Descartadas las dos primeras hipótesis tras las oportunas averiguaciones, he decidido levantarme, y  ante la conmoción general básica y sucesiva, atravesar doce asientos para llegar al pasillo y alcanzar la salida.

Ya fuera, me he encontrado con un acomodador somnoliento al que le he contado mis cuitas. Se ha encogido de hombros, ha dado media vuelta y ha desaparecido tras una puertecilla en la que ponía «PRIVADO». Al cabo de unos minutos ha salido y ha dicho » Ya está».

He vuelto a la sala y a mi asiento.  Me he colocado las gafas y he comprobado que veía perfectamente. Por delante y por detrás, y a mi derecha  todo seguía igual. Y entonces he pensado… ¿Toda esta gente hubiera sido capaz de tragarse  toda la película en ese 2D desvaído? Y he recordado a tantos dirigentes (de familias, municipios y sindicatos) que con un gesto de  sufrida humildad suelen decir: «Esto es lo que hay».  Y me he dormido».

Any way, me ha parecido que para compensar estas lineas acaso tan delicuescentes, y visto el finde que se nos aproxima, no está de más aportar esta amplia reflexión que ha hecho al respecto Juan Ignacio Pérez Iglesias (Iñako) en su blog Conjeturas y que se títula: «Lo que nos jugamos el 9 de junio».

Vale!- que diría Quinto Horacio Flaco.

FERIA DEL LIBRO ( entre Karmele Jaio y Goiatz Labandibar)

Tras el sentido homenaje que recibió Patri Urkizu el lunes con ocasión de la concesión del Premio Pluma de oro en la 54 Feria del Libro de Bilbao – y que me permitió saludar a viejos amigos sin incurrir en aquello que Pla llamaba dolorismo recreativo tan propio de estas nuestras edades – ayer por la tarde acudí a la Biblioteca de Bidebarrieta.

Bajo el título de «Amores y pecados capitales», se desarrolló un interesantísimo coloquio entre Karmele Jaio (Premio Pluma de plata 2024) y Goiatz Labandibar- que recibió el premio Zazpi Kale de la mano de Jose Agustín Iturri, presidente de la Cámara del Libro de Euskadi- a cuenta de la presentación de sus respectivos libros Maitasun kapital y Bekatua.

El interés del acto residió, en mi opinión, en dos aspectos , uno explícto y otro implícito que se manifestaron sin solución de continuidad.

Así, por un lado, y gracias a la habilidad de la presentadora, Idoia Jauregi,se fueron entrelazando varias y diversas aproximaciones de la percepción que algunas mujeres de diferentes generaciones pueden tener del mundo amoroso, con sus sentimientos a veces contrapuestos, destacando la importancia del autoconocimiento así como del respeto y el reconocimiento mutuos, apuntando levemente hacia una sororidad de larga duración.

Y por otro lado, la condición de que el debate transcurriera tanto en castellano como en euskera, proporcionó un botón de muestra más de que también en esta última lengua se pueden tratar sin remilgos y con un punto de vista diferente los temas arriba comentados.

En un reciente artículo acerca de la supresión de las lecturas obligatorias en las próximas pruebas de acceso a la universidad en Catalunya, Magí Camps recordaba aquello de que «si no lees, no pasa nada, si lees pasan muchas cosas» ,algunas tan sugerentes como las señaladas, y eso a pesar de que a la hora de planteárselas los escritores, en esta caso las escritoras, continúen afirmando que, como dijo en su momento Roland Barthes y dejó caer Karmele Jaio, en principio escribir es un acto intransitivo…

LOS SERVICIOS PÚBLICOS ( y el iliberalismo)

Privatizado o no, un servicio público es un servicio público y su último responsable es la institución correspondiente.

Ya va para largo la huelga del servicio de Bilbobus que ha adoptado formas diversas según las sucesivas decisiones de sus trabajadores y trabajadoras, de los sindicatos y de la administración municipal.

El resultado está siendo una grave alteración del ritmo cotidiano ciudadano que se enfrenta cada día a un algoritmo imprevisto, generando desasosiego cuando no un manifiesto enfado ante la impotencia para poder hacer algo que favorezca la solución del conflicto.

Quizás en otros tiempos este malestar se hubiera manifestado pública y colectivamente – ha habido algún atisbo de ello- pero en los que nos toca vivir la desarticulación social tan solo está favoreciendo un sentimiento de desconfianza general básica respecto de los actores implicados.

Lo más triste, y acaso peligroso, de esta desconfianza es que se polariza hacia quienes tienen el mando en plaza, cuya capacidad para intervenir se muestra una y otra vez inútil y que además cuenta con la excusa mayor de que se trata de un servicio que ya no depende de la autoridad municipal sino de la empresa adjudicataria.

Y aquí radica el meollo de la cuestión, pues privatizado o no, un servicio público es un servicio público y su último responsable es la institución correspondiente que , de paso, debería reflexionar hacia dónde le lleva esta tendencia administrativa.

En cualquier caso ,si la institución correspondiente no es capaz de asumir su responsabilidad se vuelve irresponsable ante la ciudadanía y contribuye a su propio descrédito abonando el descrédito de la gestión política en general y abriendo camino a ese fenómeno que luego temen tantos políticos demócratas como es el iliberalismo.

Pues el iliberalismo es esa corriente política, punta de lanza del neoliberalismo, que aprovecha todas las mínimas frustraciones individuales para generar un caldo de cultivo colectivo autoritario y antidemocrático que ya viene creciendo en diversas partes del mundo, articulándose en la nueva extrema derecha.

Por lo tanto, y mal que les pese a los y las responsables institucionales de este y otros conflictos semejantes, abteniéndose de intervenir más allá de actualizar aquello de «pekatuan penitentzia» están diluyendo acaso inconscientemente el suelo sobre el que se asienta la legitimidad democrática de su autoridad y favoreciendo el crecimiento del huevo de la serpiente…

AUTONOMIA DIFFERENZIATA ( de Giorgia Meloni)

Según me comenta mi querida amiga siciliana Paola Florio ,siempre atenta a estos temas, el gobierno de la primera ministra Giorgia Meloni ha aprobado una nueva ley -«Legge della autonomia differenziata»– para conceder , entre otros aspectos, autonomía financiera a las diferentes regiones italianas.

Todavía no se sabe el alcance de este nuevo marco jurídico, pero puede ser que tenga un efecto muy negativo al dejar el Estado de ejercer como moderador fiscal favoreciendo la desigualdad entre los diversos territorios.

El hecho de que haya sido un gobierno de extrema derecha quien haya llevado a cabo esta modificación legislativa no deja de apuntar a una dirección neoconservadora que ya fue motivo de muchas discusiones a lo largo de la constitución de la República Italiana en la que precisamente Sicilia ya goza de un  «Statuto speciale » debido a la participación de su oligarquía , en parte vinculada a la mafia, en el desembarco de las tropas aliadas durante la Segunda Guerra Mundial.

Y al albur de la noticia , he recordado la expresión conespacialidad que acuñó, según Karl Mannheim, el pensador alemán A.  Müller,en oposición a la palabra contemporaneidad y que viene a hacer predominar la evolución histórica en un ámbito territorial determinado frente a la evolución histórica general en un contexto más amplio, lo cual lleva a dirigir la mirada identitaria más hacia una estructura de carácter feudal , con sus fueros y privilegios, que hacia una una estructura burguesa unitaria y centralista.

Que esta dinámica se inscribe en un retorno de concepciones ideológicas ultraconservadoras es algo que no se puede negar y que provenga de Italia ,una de las naciones-estado más frustadas de Europa , no se puede obviar.

Pero, por otro lado, también es posible que aquello que fue un foco de resistencia frente al centralismo burgués que impuso una nación por encima de todas las demás ,se pueda convertir al cabo en una fórmula federal o confederal que acaso aporte muchas ventajas siempre que se mantengan los equilibrios y contrapesos necesarios.

Recuerdo al respecto que en estos lares, esta era una de las propuestas finales del Partido Carlista que, como ya se ha explicado en numerosas ocasiones, pasó de ser anti-liberal y anti-centralista desde el Antiguo Régimen a ser antiliberal por anti capitalista desde el Socialismo, proponiendo una estructura política federal.

Detengo aquí mi reflexión porque creo que ya he dado suficientes referencias como para connotar algunas situaciones que en este momento estamos viviendo en la piel de toro...Any way, y una vez más… Grazie mille, amica Florio!

N.B: Nere alaba Maite Yuanentzat

(c) by Vicente Huici Urmeneta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *