PENSIONISTAS Y «CUENTA DE LA VIEJA»

Manifestación en Bilbao en defensa de las pensiones

Cuando el movimiento obrero sale de sus catacumbas tan sólo de vez en cuando y de la mano sindical, cuando el movimiento estudiantil se ha refugiado  en  cavernas cripto-identitarias, cuando, por fin, de los denominados en su día » nuevos movimientos»- como el ecologismo, el internacionalismo, el pacifismo- apenas si se tiene noticia, salvo del feminismo,  la multitud pensionista sale a la calle con un ímpetu singular adoptando las formas de organización y de lucha de tiempos pretéritos…Lo cual no es de  extrañar porque quienes ahora rondan  la setentena vivieron en su mayor dimensión los conflictos sociales ( y políticos) del final de la dictadura franquista.

Curiosamente ( o quizá no tanto) el establishment ha dado por ahora una  tibia respuesta institucional dejando a su intelligentsia  la labor de  cañonear el movimiento con los tópicos que se suelen utilizar en estos casos y que son tan agradecidos como de aparente sentido común: las peticiones son utópicas, no representan a todo el colectivo, están siendo manipuladas políticamente o serán abducidas electoralmente…Y es que ciertamente  nuestra (?) intelligentsia  nunca ha sido muy inteligente… Pues,  por ejemplo, al día de hoy todo el carácter utópico de las reivindicaciones intenta deslegitimarse con  un rasgarse las vestiduras clamando…!Pero, pero, ¿de dónde va a salir todo ese dinero? haciendo, una vez más la cuenta de la vieja  y, de  paso, olvidándose de todo no ya el dinero sino el dineral que  hubo en su momento para rescatar a la banca- tras por cierto  prestar  a espuertas y luego argumentar que …¡ Habíamos gastado demasiado!

Pues la tal y densa argumentación de que no hay dinero parece  una vez más buscar  la culpa en el personal trabajador, diciendo , por ejemplo, que ahora, se necesitan dos cotizantes por pensionista, sin añadir  que tal necesidad lo ha sido desde el momento en que los sueldos y salarios se han depreciado hasta límites antes insospechables gracias a la crisis del 2008 y a las recias  reformas laborales. Por lo que si se requiere más cotización…¡que se suban los salarios! …Para empezar.

Y subirán , sí, pero cuando  el establishment lo considere oportuno, pues subidos los salarios y las pensiones,  el gasto se convertirá en inversión , pues  de esta manera la economía se activará iniciándose un nuevo ciclo…

Y entonces  nuestra torpe intelligentsia  (no sabemos si también con un Solchaga un tanto gagá a la cabeza ) defenderá esa subida con  con el mismo rigor que ha defendido su congelación, aplicando alguna nueva cuenta de la vieja fácilmente explicable con las dos primeras operaciones matemáticas que son tan conocidas…Mira que son torpes los nuevos intelectuales orgánicos del poder…Más les valdría pillar una beca Fulbright y ponerse las pilas…

Pero entre tanto, un buen paso sería comprender las falacias que hay detrás de todas las toscas deslegitimaciones que se oyen desde las severas tribunas: ¡No más cuentas de la vieja!

2 respuestas a «PENSIONISTAS Y «CUENTA DE LA VIEJA»»

  1. Don Vicente no sé si metió más dinero en la «reconversión industrial de Vizcaya» o en el saneamiento de la banca. También creo recordar -no estoy seguro- que el navarro y corajudo Solchaga disfrutó de una de esas becas en USA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.